Saltar al contenido

Cómo eliminar cucarachas en casa

Nuestros temidas enemigas de seis patas pueden aparecer en cualquier lugar, cuando menos lo esperamos y de la manera más absurda. Sin embargo, el patrón que más veces se repite nos indica que es mucho más probable encontrarlas en dos habitaciones de nuestro hogar: baño o cocina.

¿Y esto a qué se debe? Lo que las cucarachas buscan, ante todo, es la humedad y la suciedad o los restos de comida. Lo primero lo tienen en el baño, y lo último en la cocina.

Las cucarachas adoran nuestro hogar.

Por eso, si las tienes en casa, es más que probable que además de estos lugares frecuenten otros muchos, aunque sean simple zonas de paso. Así que atiende a estos trucos para saber cómo eliminar cucarachas en casa.

Limpieza profunda

Una pregunta que muchas personas se hacen cuando se encuentran cucarachas en casa es qué hacer primero: ¿vamos a por ellas directamente y después lo limpiamos todo, o primero limpiamos y después las eliminamos? Nuestra recomendación es que siempre emplees primero el arma de la limpieza. ¿Por qué? Si ellas están ahí, es porque encuentran algo en tu cocina que las atrae y las hace sentirse cómodas.

Cómo eliminar cucarachas en casa

Si consigues evitar que esto sea así, será más fácil que se marchen de tu hogar en lugar de esconderse hasta que pase el efecto de tal o cual trampa que pongas. Sigue estos sencillos pasos para desinfectar tu casa.

  • Pregúntate qué atrae a las cucarachas. Pueden ser muchas cosas, desde el pienso de tu perro que lleva varios días en el suelo de la cocina, los restos de comida que no has limpiado bajo la mesa, o los alimentos que llevan pudriéndose en la despensa o el frigorífico más tiempo del que quisieras. Empecemos por ahí. Limpia bien y desinfecta tus electrodomésticos y tus muebles, y a ser posible, las zonas que hay bajo ellos.
  • Presta especial atención a las zonas donde guardas alimentos. Asegúrate de que todos los envases están bien cerrados y no hay productos pasados de fecha, abiertos o en mal estado. Eso podría estar llamando su atención.
  • Las zonas húmedas y cálidas les encantan. ¿Has pensado si podrías tener alguna fuga de agua o rotura de cañerías que las esté llamando en masa? Compruébalo, y si es así, arréglalo. Si no, limpia muy bien fregaderos, zonas de cañerías a la vista, lavabos, y cualquier zona de saneamiento como el wc o la ducha o bañera. Una muy buena recomendación es, además de limpiar y desinfectar con lejía, poner siempre los tapones a los sumideros mientras no se estén utilizando.
  • ¿Tienes el cubo de la basura dentro de casa? La mayoría de los hogares sí, y no se suele limpiar tan a menudo como se debiera. Asegúrate de que la zona de la basura permanece limpia todo el tiempo, y que los alimentos o desechos se mantienen dentro y con la bolsa o la tapa cerrada. Saca la basura todos los días y cuida bien de que no haya pérdidas.
  • Limita la ingesta de comida a una habitación en tu casa, ya sea la cocina o el comedor, el lugar donde soláis comer. Ten especial cuidado con esa habitación, y limpia siempre que terminéis de utilizarla, sobre todo las migas y restos de comida.
  • Aspira toda la casa, poniendo más énfasis en todas las zonas anteriores. No solo te quitarás de en medio a las cucarachas que puedas encontrar, sino que además están eliminando posibles bolsas de huevos o heces y pieles de estos insectos que provocan el efecto llamada a otras de su especie. Además, te será muy útil para eliminar toda la suciedad que no consigas quitar con la escoba o la fregona.

Fuera agujeros

Una vez que nuestro hogar esté limpio, toca acabar con todos los posibles escondites de las cucarachas. Por la noche salen a hacer su vida, pero durante el día normalmente aguardan en algún lugar pequeño y sin luz donde nadie las moleste.

Esos son los rincones que hay que sellar. Busca bien posibles agujeros entre las lámparas y el techo, entre los marcos de puertas y ventanas y la pared, dentro de muebles de madera o cualquier hendidura en los electrodomésticos. Puedes utilizar cinta adhesiva, aunque la mejor opción es que hagas un sellado definitivo con silicona o ayudándote de una pistola para calafatear.

Eliminar cucarachas del lavabo y la cocina

A por ellas

Ahora sí. Después de asegurarte de que es prácticamente imposible que las cucarachas entren o salgan de tu hogar y, sobre todo, que no se sientan a gusto en él, es el momento de eliminar definitivamente las cucarachas en casa.

Existen numerosas maneras de hacerlo.

  • Puedes optar por un clásico insecticida o fabricarlo tú de manera casera, por ejemplo, con agua y jabón.
  • También puedes esparcir hojas de laurel picadas por las zonas donde creas que están o realizar una trampa con agua y azúcar dentro de un recipiente. Caerán ahogadas durante la noche.
  • Si lo prefieres, también venden carnadas en gel o puedes incluso comprar trampas con pegamento.

Cualquiera de estos métodos es eficaz para acabar con ellas. Los lugares donde debes colocar todos estos métodos son los mismos que has limpiado profundamente o donde tú hayas visto que pasean a sus anchas. Recuerda que, además, las cucarachas envenenadas pueden contaminar a sus compañeras, por lo que un método con veneno es doblemente efectivo. Aún así, si no las has visto pero crees que las tienes, rociar por toda la cocina y el baño será útil también para acabar con cualquier larva o huevo.

Valora este artículo